Sahariana de piel

Con el cambio de temporada nos vamos desprendiendo de las piezas de más abrigo, y la cazadora sahariana adquiere protagonismo. De piel color natural, en su versión más clásica y urbana, con cierre de botones y bolsillos frontales, es una pieza que no puede faltar en tu armario en primavera. Si tuviéramos que definirla podríamos decir que nos recuerda a la empleada por aventureros que viajan a paraísos naturales o de safari: cómoda, con mucho estilo, y con un sinfín de posibilidades.

Camisa perfecta

Con el cambio de temporada nos vamos desprendiendo de las piezas de más abrigo, y la camisa vuelve a tener más protagonismo. Para lucir informal, las camisas de rayas son perfectas. Los colores fríos, como el celeste o el turquesa, se estampan en tejidos confortables como el algodón o el lino, haciendo que tu camisa sea cómoda y relajada. Los detalles en cuellos, mangas e interiores, las dotan de una calidad superior que se agradece. Hoy os presento una camisa con los colores de tendencia, que puedes combinar con chinos, o vaqueros y zapatillas.

A cuadros

Dando la bienvenida al mes de marzo, una prenda toma de nuevo el protagonismo: la eterna camisa. Para lucir informal, las camisas de cuadros son las que mandan esta primavera, que serán sustituidas por lisas, de rayas o con estampados cuando llegue el calor del verano. Pero no es lo mismo de siempre, pues algo tan clásico como las camisas de cuadros también se pueden renovar. ¿Qué nos depara esta primavera? Colores cálidos, como los verdes, naranjas o amarillos se estampan en tejidos confortables como el algodón, haciendo que tu camisa sea cómoda y relajada. Recuerda, ponerle cuadros a nuestro look sigue siendo tendencia.

La chaqueta náutica

Tras años en que las siluetas slim están tan de moda, vuelve a llevarse lo oversize, lo que nos permite combinar lo deportivo con lo clásico para crear nuevas formas. Este invierno encontramos parkas acolchadas, cierre con alamares para darle un estilo navy… las opciones son amplias. Si a eso le unimos los abrigos náuticos impermeables, y trenchs tres cuartos, tenemos opciones más que de sobra para que se adapten a nuestro estilo particular y que al mismo tiempo nos protejan del frío. Una chaqueta náutica combinada con chinos es un buen ejemplo de tendencia para este mes de febrero. La combinación de marino, rojo y blanco siempre es un must.

Guantazo al invierno

No hay nada como la sensación de salir a la calle en invierno con las manos calientes, y para ello cada vez hay más propuestas en el mundo de la moda, con guantes de todos los estilos y tejidos. Me gustan los guantes como accesorio de moda y me gusta proteger mis manos del frío con un buen par de guantes. Entre los complementos masculinos no pueden faltar unos de piel para mantener las manos protegidas del frío y de la humedad exterior. Los guantes dan un toque de distinción, son un accesorio que no echáis en falta si no los lleváis, pero que dice mucho de vuestro estilo cuando los añadís a vuestro look de invierno. Tus manos no tienen excusa si pasan frío esta temporada.

Días de nieve

En invierno, muchas personas se quedan en casa aprovechando que la ciudad se queda sola para poder disfrutarla al máximo, pero hay algunos que salen en busca de experiencias más gélidas como lo son esquiar en la nieve. Para éstos últimos hay infinidad de opciones en equipo y prendas abrigadas para no congelarse, como la chaqueta acolchada de Santa Gallego que hoy te propongo. El frío no llegará hasta ti gracias al cuello alto, a los puños elásticos, al forro polar interior y al cierre con cremalleras que ofrece una alta resistencia climática. Su diseño, funcional y urbano al mismo tiempo, hace que pueda ser usada tanto en la nieve (es impermeable), como en la ciudad.

Queridos Reyes Magos

Si Papá Noel no ha sido todo lo generoso que esperábamos, o no nos ha traído eso con lo que llevábamos soñando todo el año, no hay que desesperarse. Aún tenemos otra oportunidad: los Reyes Magos. Ponemos la esperanza en ellos para que esta vez sí, nos traigan todo los regalos de Navidad que necesita un hombre con estilo. Es cierto, tenemos de todo y no es fácil acertar. Carteras, fundas para iPad, maletines en piel… Hoy nos centramos en las carteras de mano para hombres. ¡Atrévanse señores! En sus tamaños más grandes fueron concebidas como portafolios o como clutch masculinos, que coexisten con los formatos más pequeños como el que os enseño hoy, ideal para guardar las llaves, teléfono, tarjetas y demás gadgets de nuestro día a día. De cuero, color natural y en su versión clásica. Ni te imaginas lo cómodo que es llevar los bolsillos vacíos.

Look de Navidad

Estamos ya en tiempo de descuento para elegir qué ponernos en las fiestas que están a punto de llegar: la cena de Nochebuena y la comida de Navidad. A veces es difícil acertar y ser original al mismo tiempo, pero no te agobies, lo importante es ser fiel a tu propio estilo. Para la cena de Nochebuena hay que darlo todo. Junto con Nochevieja es la fiesta cumbre de la Navidad, así que tienes que optar por un look más formal y sobrio. Para la comida de Navidad siempre puedes ir un poco más distendido, utilizando prendas más neutras y relajadas, como el jersey de punto grueso que os enseño hoy. Eso sí, nunca hay que renunciar a la originalidad.

Motivos navideños

La Navidad está a la vuelta de la esquina, y los jerséis y cárdigans con motivos navideños son todo un clásico en estas fechas. Todos tenemos una de estas prendas que parecen tejidas por nuestras abuelas en los años 80, y es que el gusto por lo vintage sigue teniendo mucho tirón. Árboles de Navidad, muñecos de nieve, renos… cualquier elemento navideño es bueno para llevar en tu prenda de lana. Pero si no te gusta dar la nota, y prefieres algo más “tranquilo”, recurre a los tejidos jacquard, como el que llevo hoy, que nos envuelve en el espíritu festivo sin necesidad de llevar en el pecho una enorme cara de Papá Noel. ¿Lo mejor? Podrás seguir llevándolo a el resto del invierno.

Colores de invierno

Seguramente no sean tus colores favoritos, o tal vez sí, pero en cuanto bajan las temperaturas, parecen los preferidos a la hora de vestir. Hablamos del trío mágico en tonos otoñales e invernales: el azul marino, el gris y el burdeos, que juntos o por separado, en looks formales con chaqueta o totalmente informales, consiguen que el estilo invernal sea sobre todo, muy sobrio. Volvemos a apostar por lo más clásico, por un hombre al que le gusta vestir bien y que lleva prendas que no pasan de moda fácilmente. Se trata de estar impecable a todas las horas del día. Dale un toque de contraste con un foulard estampado, o con un pañuelo estampado paisley en la americana.